jueves, 5 de julio de 2012


Posted: 19 Jun 2012 02:54 PM PDT
Referencia: DailyGalaxy.com , 16 de junio 2012
Fuente: Newscientist.com, Universidad del País Vasco y Universidad de Salamanca .

¿Recuerda aquello de la continuidad espacio-tiempo? Vale, ¿y si la parte del tiempo de la ecuación estuviera, literalmente, agotándose? Nuevas evidencias sugieren que el tiempo está lentamente desapareciendo de nuestro universo, y que un día desaparecerá por completo. Esta radical teoría podría explicar un misterio cosmológico que ha desconcertado a los científicos durante años.

Los científicos miden la luz de las explosiones de distantes estrellas, para mostrar que el universo se está expandiendo a un ritmo acelerado. Se supone que las supernovas se van distanciando más rápido que la propia edad del universo. Los físicos también suponen que una especie de anti-fuerza de gravedad debe estar reconduciendo a las galaxias, y comenzaron a llamar a esta fuerza no identificada como "energía oscura".

La idea de que el tiempo podría cesar dentro de miles de millones de años, y que todo se detendría, ha sido propuesta por el profesor José Senovilla, Marc Mars y Raúl Vera de la Universidad del País Vasco, Bilbao, y la Universidad de Salamanca, España. El corolario de este final tan radical del tiempo, no es más que una explicación alternativa a la "energía oscura", esa misteriosa fuerza antigravitatoria que se ha sugerido para explicar un fenómeno cósmico que desconcierta a los científicos.

Sin embargo, hasta el día de hoy nadie sabe lo que es la energía oscura, o de dónde viene. El profesor Senovilla, y sus colegas, han propuesto una alternativa alucinante. Proponen que no hay tal cosa como la energía oscura, en absoluto, y estamos viendo las cosas al revés.

Senovilla propone que estamos engañados con la idea de la expansión del universo se está acelerando, cuando en realidad, el tiempo se está ralentizando. A un nivel cotidiano, el cambio no sería perceptible. Sin embargo, resultaría evidente en un seguimiento, a una escala de medida cósmica, del curso del universo durante miles de millones de años. El cambio sería infinitamente lento desde una perspectiva humana, pero desde la vasta perspectiva de la cosmología, podría fácilmente medirse con el estudio de la luz ancestral de los soles que brillan hace miles de millones de años atrás.

La propuesta del equipo, publicado en la revista Physical Review D, descarta la energía oscura como una ficción. En cambio, señala Senovilla, la aparición de la aceleración es causada por el tiempo mismo que se va ralentizando gradualmente, como un reloj con una batería deteriorada. "No decimos que la expansión del universo sea una ilusión", explica, "sino la aceleración de esa expansión, es decir, la posibilidad de que la expansión esté, y haya estado, aumentando su velocidad "

Si el tiempo se va ralentizando gradualmente, "pero nosotros, ingenuamente, seguimos derivando las ecuaciones para obtener los cambios de la expansión, respecto a ‘un flujo estándar del tiempo’, entonces, los modelos simples que hemos construido en nuestro trabajo mostrarían una "velocidad efectiva de aceleración de la expansión". En la actualidad, los astrónomos son capaces de discernir la velocidad de expansión del universo utilizando la técnica llamada "corrimiento al rojo". Esta técnica se basa en el entendimiento de que las estrellas que se alejan de nosotros aparecen más rojas que las que se acercan. Los científicos buscan supernovas de ciertos tipos que proporcionan una especie de punto de referencia.

Sin embargo, la precisión de estas medidas dependen del tiempo que queda invariable a lo largo de todo el universo. Si el tiempo se está ralentizando, según esta nueva teoría, nuestra solitaria dimensión de tiempo se puede estar convirtiendo lentamente en una nueva dimensión de espacio. Por lo tanto, las antiguas y muy distantes estrellas observadas por los cosmólogos, desde nuestra perspectiva parece como si se estuvieran acelerando.

"Nuestros cálculos muestran que podríamos pensar que la expansión del universo se está acelerando", señala el profesor Senovilla. La teoría basa su idea en una variante particular de la teoría de supercuerdas, en el cual nuestro universo está limitado a la superficie de una membrana, o brana, que flota en un espacio de dimensiones superiores, conocida como la "mayor". En miles de millones de años el tiempo dejaría de ser tiempo completamente.

"Entonces todo se congelará, como la foto de un instante, para siempre", dijo Senovilla a la revista New Scientist. "Nuestro planeta habrá desaparecido para entonces."

Por radicales que sean, y de algna manera, sin precedentes, estas ideas no están sin apoyo. Gary Gibbons, un cosmólogo de la Universidad de Cambridge, dice que el concepto tiene su mérito. "Creemos que el tiempo surgió durante el Big Bang, y si el tiempo pueden surgir, también puede desaparecer, simplemente es el efecto contrario."


- Título original: ""Dark Energy" --Does the Mysterious Anti-Gravitational Force Really Exist?"

Tomado de:      BITNAVEGANTES..Pedro Donaire